fbpx

Productividad empresarial durante el confinamiento: selección de archivos confidenciales obsoletos para su destrucción

La crisis sanitaria del coronavirus ha supuesto la obligación de cuarentena para toda España. Pese a los momentos complicados que conlleva permanecer todo el día en casa, también tiene sus ventajas. Una de las más significativas es el ahorro de tiempo. Revisar la documentación antigua de la empresa es una de las tareas pendientes que suelen posponerse. Ahora tienes una oportunidad para completarla y ganar productividad empresarial durante el confinamiento.

Invertir tiempo en ordenar para ganarlo en el futuro

Poner en orden todos los papeles del negocio tiene una gran trascendencia, empezando por la organización. Identificar la documentación útil de la inservible es una inversión de tiempo que te permitirá ganarlo en el futuro. Un tiempo del que precisamente se dispone más ahora debido a la cuarentena estipulada por el COVID-19. Al clasificar los documentos, se encuentran mucho más rápidamente que cuando van apilándose unos encima de otros sin filtro alguno. Así, tu actividad o servicios mejorarán su eficiencia. Sentirás que aprovechas el tiempo y comprobarás cómo aumenta tu productividad empresarial durante el confinamiento.

Evitar la vulneración de protección de datos y sus correspondientes multas

Además de seleccionar los archivos confidenciales obsoletos, destruirlos correctamente también resulta fundamental. La legislación en materia de protección de datos se endureció con la entrada en vigor del RGPD. Por lo que exponerse a una vulneración de la protección de datos no sale nada barato. Las multas pueden alcanzar hasta los 20 millones de euros o entre el 2-4% correspondiente al volumen anual del negocio. Precisamente, ante una coyuntura tan delicada como la actual crisis del coronavirus debe tenerse especial cuidado con los datos personales.

Con ByeFile te asegurarás el cumplimiento del RGPD y la LOPD, ya que la prestación de nuestros servicios se ampara en la norma UNE-EN-15713. Contamos con los máximos niveles de seguridad para proteger debidamente la información confidencial de tus clientes, trabajadores y proveedores. Usamos contenedores con cerradura, vehículos cerrados y sistemas de videovigilancia. Y a la hora de destruir la documentación lo hacemos sin posibilidad de que sea reconstruida.

Dado el actual estado de alarma, ByeFile ha suspendido las recogidas temporalmente, excepto para hospitales y centros de salud. Nuestro equipo también está operando para clientes de contrato cuya actividad no se ha visto afectada por el Estado de Alarma. No obstante, recogeremos los archivos confidenciales desechados en cuanto acabe el periodo de confinamiento. Nuestros clientes pueden aprovechar los contenedores de los que disponen. Los nuevos clientes o los interesados en destrucciones puntuales, pueden emplear otros métodos. De momento, la documentación a destruir puede depositarse en cajas de cartón o guardarse en una habitación custodiada. Cuando se levante la cuarentena, tan solo tendrás que solicitarnos la recogida a domicilio.

¿A qué esperas para incrementar la productividad empresarial durante la cuarentena? Ya no hay excusas para aplazar la labor de clasificación de los archivos de tu negocio. Después, no tendrás que preocuparte por nada más. ByeFile se encargará de destruirlos y reciclarlos posteriormente. Incluso puedes apostar por automatizar este proceso de selección y confiar habitualmente en ByeFile. Así, evitarás riesgos como la fuga de información y conseguirás una mayor protección de tu empresa. Para más información, te atendemos gratuitamente en nuestro teléfono 900 670 006. También disponemos de un formulario online.



Deja una respuesta

WhatsApp Le atendemos por Whatsapp